top of page

Cambios en el gabinete presidencial, más a tono con la agenda del Gobierno

En las últimas hora se conoció la salida de los ministros de Educación, Alejandro Gaviria; de Cultura, Patricia Ariza y de deportes, María Isabel Urrutia, al parecer a causa de inconsistencias con las reformas impulsadas por el Presidente Gustavo Petro.


La dramaturga Patricia Ariza, fundadora del Teatro La candelaria, es una de las funcionarias que abandonan el gabinete del presidente Gustavo Petro, tras el remezón que anunció el mandatario esta noche.


“Sí, ha habido dificultades en algunos conceptos de la política cultura. No quiero ser una vocera en contra del gobierno del cambio, lo respeto, pero no comparto la decisión del gabinete. Hemos tenido diferencias con la política de la música, pero no quiero que esas diferencias me conviertan en una persona de la oposición. Me hubiera gustado profundizar más en los cambios cultuales: este país lo necesita. Aquí hay gente buena y valiosa”, afirmó la ministra saliente en diálogo con Caracol Radio.


Ariza aseguró que se enteró de la decisión presidencial durante la intervención del jefe de Estado. “Me hubiera gustado que el presidente me lo hubiera dicho mirándome a los ojos”, sin embargo, la jefe de gabinete señaló que las funcionarias Patricia Ariza y María Isabel Urrutia, saliente ministra del Deporte, sí fueron notificadas con anterioridad.

La poeta, quien ha sido crítica de la Economía Naranja, la política cultural de gobierno del expresidente Iván Duque, entró a la cartera que hoy abandona con la premisa de darle un vuelco al manejo del sector. En entrevista para El Espectador, que se publicó el pasado 22 de febrero, Ariza señaló: “No estoy ahí para conseguir un empleo, ya tenía uno en el Teatro La candelaria y algún día volveré. Soy ministra porque hay posibilidades de cambiar las cosas. En el sentido fundamental, siempre quise que se cambiaran asuntos en el ministerio y creo que, con el movimiento cultural, lo hemos logrado”.

Este lunes, luego de conocerse la decisión del presidente, Ariza indicó que, aunque fue poco tiempo que estuvo conformando el gabinete, se empezaron a ver algunos cambios: “Cambiamos la Economía Naranja por una popular y alternativa, creamos comunidad con la Colombia extendida y cambiamos los enfoques del ministerio. Se ha hecho mucho. Los cambios hablan por sí solos”, añadió en la conversación con Caracol Radio. Semanas antes de conocerse la decisión en el sector, se le hicieron críticas por el manejo en el presupuesto para las artes públicas. En entrevista para este medio, la exfuncionaria señaló: “Es que es un país de 50 millones de habitantes, pero no hay la suficiente consideración por lo que representa la cultura y el arte y los saberes en el país. Por supuesto que hubo un aumento significativo en el presupuesto, eso no lo podemos desconocer, nunca ha habido un monto para la cultura de esa dimensión, pero era lo que se podía con la reforma tributaria. Obviamente, no es suficiente porque las necesidades culturales son enormes”.

Mientras se conoce quién quedará al frente de la cartera de Cultura, se designó al bogotano Ignacio Zorro como ministro encargado. Con más de 40 años de trayectoria profesional, el maestro se ha dedicado a la formación de músicos en Colombia. “Ha liderado programas y proyectos de entidades como la Escuela Superior de Música del Instituto de Cultura de Boyacá; dirigió el proyecto “Formación de profesionales en música para Colombia” con la Organización de Estados Americanos (OEA), y ha sido director del Coro Nacional de Colcultura”, se lee en la información que compartió la Presidencia. Zorro también ha sido director del Conservatorio Antonio María Valencia de Cali, director de la Licenciatura en Música de la Facultad de Ciencias de la Educación Universitaria Pedagógica y Tecnológica de Colombia, decano y fundador de la Facultad de Música de la Universidad Antonio Nariño, profesor de la Universidad Nacional y miembro del Consejo Nacional de la Música. Los cambios en el gabinete de Gustavo Petro se presentan en un momento coyuntural de su administración, justo cuando se discuten temas sensibles como la reforma a la salud y la reforma laboral.



Consecuencia


La decisión fue tomada luego del consejo de ministros que se realizó durante esta tarde y horas después de que se conociera un segundo documento filtrado en el que el ahora exministro critica la reforma a la salud. Aurora Vergara, quien ejercía como viceministra de educación, quedará al frente de esta cartera. El presidente Gustavo Petro se dirigió al país este lunes en la noche para anunciar que el ministro de educación, Alejandro Gaviria, quien fue ministro de salud en el gobierno de Juan Manuel Santos, se retira finalmente del gabinete presidencial. Esto sucede horas después de que se filtrara un documento (el segundo) de más de 70 páginas en el que el ahora exministro expone sus dudas y críticas acerca del proyecto de reforma a la salud liderado por la ministra de esa cartera, Carolina Corcho. Las críticas de Gaviria al proyecto de reforma a la salud vienen sonando con fuerza dentro del gabinete desde hace varias semanas. Del ahora exministro de educación se conoció una primera carta a inicios de febrero filtrada a los medios de comunicación en la que deja ver una serie de dudas acerca del diagnóstico, la ejecución y la financiación del proyecto de cambio al modelo sanitario liderado por Carolina Corcho.

Esas críticas se conocieron días después de una cumbre de ministros que Petro lideró en Villa de Leyva y en la que, según dijo entonces el Gobierno, los ministros tuvieron la oportunidad de dar a conocer sus sugerencias sobre la reforma. El propio Gaviria salió después en medios a decir que aunque seguía manteniendo dudas y reservas frente al proyecto, mantenía su apoyo al presidente Petro. “Agradezco los servicios prestados por los ministros Alejandro Gaviria, María Isabel Urrutia y Patricia Ariza, con sus aportes han contribuido a enriquecer el debate y a iniciar los cambios por los que votó el país. Y los invito a que desde el lugar donde estén nos ayuden a construir este pacto social”, concluyó Petro en el mensaje, en el que también reiteró la intención de su gobierno de llevar a cabo las reformas prometidas.

La salida de Gaviria del gobierno suma más tensión a la discusión de la reforma a la salud. Las últimas semanas han sido de muchos movimientos políticos respecto a ese proyecto. En las últimas horas, el presidente Petro se reunió con los líderes de las bancadas de los partidos en el Congreso para acercar posiciones. La participación o no de las EPS en el modelo futuro y el manejo de los recursos han sido desde el inicio los puntos que más debate han despertado, tanto dentro como fuera del gobierno. “La salud es un derecho, no un negocio. Y la actividad privada, que bienvenida sea, no puede impedir o limitar ese derecho”, dijo Petro en la alocución de esta noche, reiterando algunas de esas posiciones. “El objetivo es simple, los cómos y los medios, complejos: buscamos simplemente que cualquier enfermo sea atendido y que se prevenga la enfermedad”, continuó el presidente. Petro ha insistido en varios momentos que cree que el corazón de su reforma es el fortalecimiento de la llamada atención primaria en salud.



Reemplazo


A través de un comunicado, el presidente Gustavo Petro anunció que ya no contará con la exdeportista en el gobierno. ¿Quién es la nueva ministra?


Astrid Rodríguez, nueva Ministra de Deportes. Es licenciada en Educación física de la Universidad Pedagógica Nacional, magíster en Educación y doctora de la Universidad Externado.

El presidente Gustavo Petro, a través de una alocución desde la Casa de Nariño, anunció que María Isabel Urrutia dejará de ser ministra del deporte. El mandatario, además de la salida de la medallista olímpica, también anunció que Alejandro Gaviria no seguirá como ministro de educación y Patricia Ariza tampoco seguirá en el Ministerio de Cultura.


La nueva ministra del deporte será Astrid Rodríguez, licenciada en Educación física de la Universidad Pedagógica Nacional, magíster en Educación y doctora de la Universidad Externado en Estudios sociales.


Rodríguez trabajó en alianza con el ministerio, entre 2010 y 2019, en la formulación de políticas públicas alrededor de la formación en educación física y recreación. Por un lado, Rodríguez fue profesora de la secretaría de educación de Bogotá y lleva 14 años como maestra de la Universidad Pedagógica. Por otro lado, también tiene experiencia en la Universidad Juan de Castellanos y la Universidad Libre. Su trayectoria se ha enfocado en la investigación y cuenta con múltiples publicaciones científicas en varios campos como: educación, espacio público, ciudad, recreación y ocio. Además, su libro “Subjetividades en el espacio público: la ciclovía de Bogotá” fue su tesis doctoral en la Universidad Externado donde obtuvo la máxima calificación: sobresaliente cum laude por unanimidad.

Ante la noticia, la exministra María Isabel Urrutia dijo a Caracol Radio: “No sé si me declaró insubsistente o el presidente me cambió”. Urrutia fue ganadora de una medalla de oro en los Juegos Olímpicos de Sídney 2000 y campeona mundial en el campeonato de Halterofilia de 1990 y 1994. Luego de retirarse del deporte, Urrutia fue elegida a la Cámara de Representantes por la circunscripción especial de las negritudes en las elecciones legislativas de 2002 y fue reelecta en 2006.

En el Congreso realizó varios debates de Control Político, promovió la profesionalización de los deportistas y los entrenadores. Además, jugó un papel clave en la lucha contra la discriminación racial. En 2011 y 2015 fue candidata a la Alcaldía de Cali.

Durante el gobierno actual, llegó con la idea de fortalecer el deporte de alto rendimiento y potenciar la participación femenina. “María Isabel Urrutia promovió la profesionalización de los deportistas durante su paso en el Congreso y será una representante del pueblo afrocolombiano en el gabinete”, dijo Petro cuando la anunció el año pasado. Urrutia dejó la cartera con varias polémicas, una de ellas por un contrato interinstitucional por cerca de $5.000 millones a una empresa que no mostró los documentos suficientes para argumentar la adjudicación en la instalación de biometría en los estadios del país. Asimismo, la ya exministra del Deporte dejó otros temas que tendrá que asumir Rodríguez en su llegada al Ministerio del Deporte. Uno de ellos es el de la realización de los Juegos Panamericanos de Barranquilla, que estaban pensados para 2027, pero que deja dudas por la distancia y la ausencia de diálogos entre Urrutia y Jaime Pumarejo, alcalde de la capital del Atlántico. El Espectador en video: Por otra parte, a la exministra también se le criticó el incumplimiento con las mujeres de la Liga Femenina al no haberse dado las garantías para crear dos torneos este año, promesa que había mencionado Urrutia al finalizar el año pasado y que al final terminó en un solo campeonato de apenas cuatro meses. La autorización de uso de vigencias futuras para la financiación de los Juegos Nacionales 2023, que se harán en el Eje Cafetero; la revisión de la batalla jurídica por el reintegro del predio del Centro de Alto Rendimiento, ocupado por el Instituto de Recreación y Deporte de Bogotá, y la acreditación del Laboratorio de Control al Dopaje a escala mundial ante la Agencia Mundial Antidopaje son algunos de los retos que asumió esta cartera tras el cambio de Gobierno.



Filtración


El presidente de la República, Gustavo Petro, ha confirmado este lunes la autenticidad de un documento de cuatro miembros del Gabinete con críticas a la reforma a la salud. “Fue discutida por horas y por días, por mí mismo y por los equipos técnicos que se designaron para ello”, ha defendido el mandatario. El texto, filtrado el fin de semana a través de la revista Cambio, fue parte de los debates previos a la radicación del proyecto de ley.


El documento, de 17 páginas, lleva las firmas del ministro de Educación, Alejandro Gaviria; la ministra de Agricultura, Cecilia López; el ministro de Hacienda, José Antonio Ocampo; y el director del Departamento Nacional de Planeación (DNP), Jorge Iván González. Representan al sector más moderado del Gabinete y son esenciales para el presidente por la tranquilidad que le generan a los mercados, especialmente el encargado de las finanzas.


La principal preocupación de los ministros era el futuro de las Entidades Promotoras de Salud (EPS), las empresas públicas o privadas que actualmente administran la salud de la mayoría de los ciudadanos. Los tres ministros y el director del DNP argumentaban que debía mantenerse este sistema público-privado porque, a criterio de ellos, es más eficiente que dejar en el Estado el manejo de los recursos. La ministra de Salud, Carolina Corcho, replicó que la contrapropuesta era “regresiva y neoliberal”, según la revista Cambio.


Petro apoyó a Corcho en una reunión que tuvieron justo antes de presentar el proyecto. Los ministros en disidencia se quejaban de que sus planteamientos no habían sido tenidos en cuenta en las modificaciones finales al proyecto. Y tenían razón: el texto presentado al Congreso el pasado 13 de febrero formalmente mantiene a las EPS pero las despoja de sus funciones principales. No obstante, el presidente ha defendido este lunes que sí escuchó a sus ministros. “Hice reunión con las EPS por ello”, ha comentado en referencia a un encuentro en el que les aseguró a representantes del sector que las aseguradoras podrían sobrevivir si se adaptaban al nuevo sistema.



Otro señalamiento es que el proyecto afecta el derecho fundamental a la salud y debe tramitarse como una ley estatutaria, lo que implica unas mayorías más estrictas y unos plazos más cortos en el Congreso. Corcho y el presidente, sin embargo, no están de acuerdo. Consideran que modifica la ley 100 de 1993, que no es estatutaria, y que por consiguiente es correcto presentarla como una ley ordinaria, que solo necesita una mayoría simple para aprobarse.


Los tres ministros y el director del DNP también cuestionaron el financiamiento de la reforma. En la carta, afirman que el Gobierno subestima los costos y que estos podrían ascender a 90 billones de pesos (unos 18.700 millones de dólares) durante el cuatrienio actual. Corcho les respondió que varios de los gastos que ellos contemplaban iban a hacerse con la reforma o sin ella. En la misma línea se ha expresado este lunes el presidente, que presentó un cuadro con cifras: “Tiene costos que son independientes a la reforma y no debieron incluirse como el pago de servicios a extranjeros, la formalización laboral o el pago de la deuda hospitalaria. Estos costos hay que pagarlos con o sin reforma y no se deben a ella”.


Otras figuras del Gobierno han salido este lunes a respaldar al presidente. “Son documentos viejos y debatidos. Calma que apenas comienza el debate”, ha afirmado en Twitter el ministro del Interior y portavoz del Gobierno, Alfonso Prada. Algo similar ha remarcado la jefa de Gabinete, Laura Sarabia: “Lo que la filtración no dice es que el documento fue discutido [durante] varios días”. Según ella, el informe inicial del Ministerio de Hacienda incluía los costos que el Estado debe asumir más allá de la reforma. “Este año, malos manejos de algunas EPS dejarán sin salud a más de 7 millones de colombianos”, ha agregado.



Fuente: DIARIO EL ESPECTADOR / DIARIO EL PAÍS

103 visualizaciones0 comentarios
bottom of page