top of page

Concejal uribista quiso agredir al Alcalde de Medellín y le "cantaron la tabla"


Un bochornoso episodio se registró en la mañana de este jueves, 21 de septiembre, en los pasillos del concejo de Medellín. El alcalde Daniel Quintero y el corporado Sebastián López, del Centro Democrático, sostuvieron una fuerte discusión enfrente de políticos, secretarios de despacho y medios de comunicación.

El mandatario local había llegado minutos antes a la sede del concejo, ubicada a pocos metros de la alcaldía —también en la Alpujarra—, para radicar el proyecto de acuerdo que pone en consideración la propuesta de diluir la participación de EPM en Tigo-UNE.


Sin embargo, tras radicar el documento en la secretaría general y en medio de una rueda de prensa en el corredor que conduce al recinto de sesiones, el mandatario fue increpado por el concejal López, uno de sus principales detractores. Allí, el alcalde y el corporado protagonizaron un fuerte cruce de palabras que quedó registrado en múltiples videos captados por los empleados del concejo y los asistentes a la citación que hizo la alcaldía.



Así fue el fuerte rifirrafe entre el alcalde y el concejal


López cuestionó a Quintero el hecho de no haber asistido al concejo para la instalación de las sesiones extraordinarias, este 19 de septiembre, en las que se discutirá, entre otras cosas, el proyecto de acuerdo radicado de Tigo-UNE.

"Si usted no es capaz de venir a la instalación de las sesiones, entonces no venga al concejo", le dijo el corporado. Mientras tanto, Quintero y sus acompañantes —entre quienes estaba el secretario de Gobierno, Óscar Hurtado, y el concejal Carlos Romero— le gritaron "¡Ladrón!, ¡Ladrón!" al concejal uribista.

López, por su parte, invitó al alcalde a salir al centro de Medellín para ver que le dicen los ciudadanos.

En ese momento, le pidieron al corporado que permitiera continuar con la rueda de prensa, pero este respondió que "él no puede venir al concejo a insultar concejales".

Luego, la discusión se puso más álgida: López le preguntó por qué se robó a Medellín y Quintero acusó al uribismo de robarse 20 billones de pesos de la ciudad.

En ese momento intervino la concejala Claudia Ramírez —también del Centro Democrático— y le dijo al alcalde que estaba causando pánico económico con las acciones de Tigo-UNE, a lo cual Quintero le respondió que ella también.

"A EPM se la robaron", gritó López; "Su jefe", le contestó el alcalde.

El concejal le dijo a Quintero que no temblara y que hablara con tranquilidad, el alcalde aseguró que era de la rabia. "Nos da rabia que nos tumben" y agregó: "Pa' no pegarle, hijueputa".

Tras decir eso, el mandatario abandonó el concejo por la puerta que conecta con la alcaldía.



¿Por qué Quintero radicó el proyecto de acuerdo en el concejo?


El alcalde Quintero llegó hasta el concejo para radicar el proyecto de acuerdo que pone en consideración diluir la participación accionaria de EPM en Tigo-UNE. El anuncio ya lo había hecho previamente a comienzos de esta semana y lo ratificó este miércoles, 20 de septiembre, ante la comisión sexta del Senado.

Allí, el mandatario señaló que desde hace varios meses delegó esa responsabilidad a Marcelo Cataldo, representante legal de UNE EPM Telecomunicaciones, pero ante la negativa de la empresa decidió hacerlo él mismo. "No lo hacen porque les da vergüenza", aseguró Quintero en el Congreso.


La dilución es una de las alternativas que ve EPM para resolver la crisis financiera que atraviesa la firma de telecomunicaciones. Sin embargo, el ministro TIC, Mauricio Lizcano, recordó en el Senado que para que esto se dé tiene que existir previa autorización del concejo por ser una empresa mixta.

(Puede leer: Ordenan intervenir Comfenalco Antioquia por irregularidades con $10.000 millones) Las otras opciones que analiza EPM son que la multinacional europea "ponga la plata" para resolver los problemas de liquidez y asuma los resultados de su administración; que EPM recupere la compañía a través de la compra de todas las acciones, o que Tigo-UNE entre a reorganización empresarial ante de la Superintendencia de Sociedades.



¿Qué dice el proyecto de acuerdo?


El documento radicado por la administración distrital ante la secretaría del concejo para su trámite consta de cuatro artículos. El primero señala que la corporación acepta "la propuesta de Millicom de diluir la participación de EPM en UNE EPM Telecomunicaciones (TIGO), a pesar de la negativa de EPM y de la Alcaldía de Medellín a que esto se realice en las condiciones planteadas".

En el segundo se deroga el acuerdo 17 de 2013 —que autorizó en su momento la fusión de UNE— y el tercero señala que a partir de la vigencia del acuerdo, Tigo-UNE puede cambiar su composición accionaria, su naturaleza jurídica y sus estatutos según el régimen aplicable y los acuerdos de los accionistas. Por último, el artículo cuarto dice que el acuerdo regirá a partir de la fecha de publicación en la gaceta oficial del Distrito de Medellín. Aunque se hace una salvedad: "Los literales c,d,e,f y g del artículo primero del acuerdo 17 de 2013 continuará vigentes hasta el día en que EPM llegue a tener menos del 50 por ciento de las acciones en la sociedad UNE EPM Telecomunicaciones".

El trámite de la normativa se adelantará en los próximos días en el concejo, durante las sesiones extraordinarias convocadas por la alcaldía. En todo caso, se espera que los accionistas de Tigo-UNE encuentren una solución a la crisis financiera antes del 10 de octubre, fecha límite fijada por el Gobierno Nacional antes de entrar a reorganización empresarial.



Fuente: DIARIO EL TIEMPO

129 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page