top of page

Tras ser operado, Lula se recupera en una clínica de Brasil


El presidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva se estaba recuperando el viernes en un hospital tras someterse con éxito a una operación de prótesis de cadera, lo que probablemente lo obligará a suspender en forma temporal sus frecuentes viajes internacionales pero que, por lo demás, no interrumpirá sus actividades.

El doctor Roberto Kalil dijo a la prensa el viernes que el gobernante de izquierda sería trasladado pronto a su habitación del Hospital Sirio-Libanés de la capital Brasilia, luego de una exitosa cirugía que requirió anestesia general y duró entre dos y tres horas.


Se prevé que Lula, de 77 años, pase unos días en el hospital y regrese al palacio presidencial la próxima semana. También se sometió a un intervención menor de párpados, señaló Kalil.

El gobierno había informado que el mandatario seguiría siendo presidente de Brasil a lo largo de todo el proceso, en lugar de pasarle temporalmente la autoridad al vicepresidente Geraldo Alckmin.


“Probablemente el impacto de la cirugía de Lula será menor y no debería afectar el proceso de toma de decisiones ni las negociaciones de manera significativa”, dijo Paul Calmon, profesor de ciencias políticas de la Universidad de Brasilia.


La recuperación de una operación de prótesis de cadera varía según el paciente, pero la mayoría puede reanudar sus actividades cotidianas ligeras en un plazo de tres a seis semanas, según la Academia Estadounidense de Cirujanos Ortopédicos. En un principio muchos pacientes se sirven de bastón, muletas o una andadera hasta que su equilibrio y fuerza mejoran, ello con el fin de evitar caídas que podrían poner en riesgo el éxito de la cirugía, dijo la organización ortopédica.


Pero Lula bromeó el martes, diciendo que nadie le vería con ningún tipo de ayuda para caminar. “No me van a ver con una andadera, no me verán con muletas. Siempre me verán tan bello como si ni siquiera me hubieran operado”, declaró, y agregó que ha tenido dolores desde agosto del año pasado.


Lula es el presidente de mayor edad en la historia de Brasil. En la campaña electoral de 2022, solía bromear diciendo que, a pesar de tener más de 70 años, “tengo la energía de una persona de 30 y la lujuria de uno de 20”.


Tras dos mandatos presidenciales anteriores, en 2003 y 2010, Lula declaró durante la campaña que, si ganaba, no tenía intención de postularse a un cuarto mandato de cuatro años. Sin embargo, en julio dijo que la campaña del presidente estadounidense Joe Biden para ser reelegido era un “estímulo” para que él vuelva a postularse en 2026.


Lula ha estado ocupado desde que el 1 de enero asumió el cargo que ejercía el presidente derechista Jair Bolsonaro, al que derrotó en la segunda vuelta electoral de octubre de 2022. Tras prometer “devolver a Brasil” a la escena mundial, Lula ha viajado a 21 países, entre ellos Estados Unidos, China, Francia, India, Argentina y Angola.


“Trató de incluir todos estos viajes cruciales antes de la cirugía”, dijo Oliver Stuenkel, profesor adjunto de relaciones internacionales en la Fundación Getulio Vargas, una universidad de Sao Paulo. “Ahora no puede seguir viajando así”.


Esta semana el presidente usó una mascarilla en actos públicos, algo que sus médicos le solicitaron para disminuir el riesgo de que contrajera una enfermedad respiratoria antes de su operación.



Fuente: LOS ANGELES TIMES (ESTADOS UNIDOS)

1 visualización0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo
bottom of page