"Yo también supe que es la pobreza”: Rodolfo Hernández

El candidato a la presidencia Rodolfo Hernández anunció que donaría su salario en caso de llegar a la Presidencia, de igual forma como lo hizo cuando fue alcalde de Bucaramanga en 2015.


Cabe recordar que el presidente tiene un sueldo de 34,3 millones de pesos. Por lo tanto Hernández afirmó, a través de sus redes sociales que “Yo no soy un candidato que se inventa propuestas, los hechos hablan por mí. Yo también supe que es la pobreza”.


En su momento cuando fue alcalde estos recursos fueron destinados a estudiantes de universidades públicas, sisbenizados en el nivel 1 y 2, los cuales fueron denominados ‘Los pilos del Alcalde’.


“Hoy me comprometo a donar mi sueldo como presidente de la República y a entregárselo a los más necesitados. Yo no necesito plata porque esa ya la trabajé. Lo que quiero es devolverles a los colombianos un poco de lo que me han dado”, detalló.


De igual forma esta semana, Rodolfo presentó los dos primeros decretos que firmaría una vez se posesione como presidente, en el caso de que gane las próximas elecciones. El primer decreto plantea modificar la estructura del Departamento Administrativo de la Presidencia, eliminando la Secretaría de Transparencia, la Dirección de Proyectos especiales, la Oficina para la atención de integración socioeconómica de la población migrante y la oficina del Alto Comisionado para la Paz.


En el segundo decreto espera poder ahorrar en gastos “definiendo la austeridad como política pública, se ordenan créditos y contra créditos en el Presupuesto General y se crea el Museo Fernando Botero en la Casa de Nariño”.


También propone “suspender de manera indefinida la operación y uso de la flota de aviones, helicópteros, vehículos y demás equipos destinados al uso del Presidente, Vicepresidente, Ministros, Primera Dama y demás altos funcionarios del Estado”.


Y el decreto más llamativo busca intervenir la administración de los recursos públicos a cargo del Congreso. Así como “suspender de manera indefinida la operación y funcionamiento de los vehículos y demás equipos destinados al uso de los senadores y representantes a la Cámara, que no son indispensables para el buen desempeño del servicio público a cargo de los Congresistas”, y para ajustar el funcionamiento de las UTL.


Finalmente, para las Consejerías Presidenciales propone una revolución, eliminando las de la Mujer, la Niñez y Adolescencia, también la de Juventud y la de Información y Prensa. La misma suerte tendrían las Consejerías para las Regiones, la Consolidación y Estabilización, la de Derechos Humanos y Asuntos Internacionales, igual que las de Competitividad y Gestión público – privada, de Seguridad nacional, de Participación de personas con discapacidad y la de Transformación digital, gestión y cumplimiento.


Fuente: PUBLIMETRO

2 visualizaciones0 comentarios